Lecturas, comilonas y buena compañía

Lunes, 27 de Agosto de 2012
La periodista gastronómica salmantina Eva González Hernández Este verano durante mis vacaciones he tenido mucho tiempo para leer: revistas de decoración (una de mis grandes pasiones), la impecable e intensa Apicius y alguna que otra lectura gastronómica ligera, como "Saber Comer: 64 reglas para aprender a comer bien", al que por cierto le he encontrado algún que otro "pero". También me he reencontrado con "La cocina al desnudo" del ya fallecido Santi Santamaría, un libro que como seguramente sabréis causó gran revuelo allá por el 2008.

La lectura generó al chef numerosas enemistades en el gremio, pues hubo cocineros que expresaron públicamente su desacuerdo ante sus polémicas reflexiones acerca de la utilización de aditivos en la cocina molecular.

Igualmente tengo que confesar que he devorado "Cincuenta sombras de Grey", la novela erótica que han leído millones de mujeres en todo el mundo y que -¿por qué no admitirlo?- ha aportando aire fresco a su vida sexual. Mientras paseaba por las orillas de playas españolas como Benidorm, Ibiza o Marina d'Or - sí, soy consciente de que mi ruta estival este año ha sido un tanto ecléctica- admiraba con sorpresa cómo alemanas, británicas, italianas y francesas leían el mismo libro y con el mismo desenfreno que servidora. En fin, todo un fenómeno mundial que recomiendo a féminas y a valientes varones.

Además de leer, otra cosa que se suele hacer -y mucho- en vacaciones es comer, parece mentira lo que uno puede llegar a engullir en esos esperados días de asueto ¡y el hambre que se tiene!. No sé si será la playa, el estado de despreocupación al que se llega o la maldita humedad, el caso es que uno espera ansiosamente cada festín y mientras tanto imagina cuál será el protagonista del próximo banquete: ¿un arroz con bogavante? ¿unos fresquísimos boquerones a la plancha? ¿pasta? ¿o quizás una contundente parrillada de carne a la brasa?.

En mis vacaciones he descubierto que hay cosas que no había probado que me encantan, por ejemplo los cócteles con champán acompañados de crema de cassis (grosella negra) o de fruta de la pasión... ¡deliciosos!. También me he percatado de que adoro la sangría de vino blanco, con frutas troceadas, licor de melocotón y un toque de brandy, aunque lamentablemente sus devastadores efectos sobre mi psique me aconsejan mantenerla alejada de mi dieta. Otro "brebaje" nuevo, que me ha ayudado a aguantar las largas noches de fiesta ibicenca, es uno de los nuevos sabores que ha lanzado al mercado la marca de bebida energética Burn, el de Moka, un trago cremoso -con 35% de leche según reza la lata- y suave sabor a café.

Mis vacaciones también saben a fruta fresca; uvas, ciruelas y melocotones me han ayudado a matar el hambre entre horas, porque aunque uno se tupe en las principales comidas del día -¡qué triste es reconocerlo!-, sigue sintiendo ese condenado "gusanillo" una vez pasadas dos horas tras la última ingestión. Saben también a sushi, del que he dado buena cuenta en los numerosos chiringuitos chill out que escondían las playas de la isla balear, alguno especialmente mágico como La Escollera, perdido junto a una playa nudista ubicada a unos cuantos kilómetros al oeste de la capital.

La guinda al pastel vacacional la puso un sencillo bocadillo de pechuga empanada, que compartí mientras un sol rojizo se posaba sobre las aguas del Mediterráneo. Ese bocadillo a pesar de su humildad nos supo a gloria, pues fue el colofón de una maravillosa jornada en la isla de Formentera. Y es que en ocasiones no solo cuenta la rigurosa elaboración, la exclusividad o el "pedigrí" de lo que uno come, sino que prevalece el atrezzo, lo que compone la escena: una puesta de sol, un paisaje...  Y por supuesto prevalece la compañía, y en eso tengo la satisfacción garantizada.

Eva González Hernández
Directora de
Hosteleriasalamanca.es
redaccion@hosteleriasalamanca.es
@evasalamanca


Comentarios

vicky
Lunes, 22 de Octubre de 2012
Gracias por ponernos al día, la gastronomía es muy importante en esta ciudad y practicamente en España.
Me gusta como debates y como hablas de este excelente y exquisito placer. Gracias y miles de abrazos
Dioni
Miércoles, 26 de Septiembre de 2012
Me reconozco buen lector, pero confieso que nunca leí un articulo que además de excelente redacción consiguiera hacerme casi viajar y me transmitiera aromas y sabores ;) Felicidades por el artículo y gracias por compartirlo con nosotros.
Eva
Martes, 25 de Septiembre de 2012
Gracias por vuestras palabras Paloma y Mª Cruz, Marta comparto contigo la sensación que experimentas al leer el libro; cuanto más avanzas en la lectura más te enganchas! Un abrazo a las tres!
Marta
Domingo, 23 de Septiembre de 2012
Admito haber sucumbido también a los encantos de Cristian Grey. Cuándo comienzas a leer algunas escenas, casi llegas al rubor e incluso a la incomodidad, pero entonces es cuándo te das cuenta de que no puedes parar de leer!!
Respecto al bocadillo de pechuga empanada comparto contigo la idea de que es un auténtico manjar, a mí me recuerda al verano, a la comida después de un baño en la piscina o de un paseo por el campo :)
Paloma
Jueves, 6 de Septiembre de 2012
Me gusta mucho como escribes,sobre todo esa manera tuya tan cercana y a la vez inteligente, con la que seguramente llegas a muchas personas.
Mari Cruz Hernandez
Martes, 4 de Septiembre de 2012
Este articulo esta muy bien, refleja como se puede disfrutar de las pequeñas cosas que se nos proponen cada dia y vivir la vida con entusiasmo y con el placer de descubrir algo nuevo siempre

 


Nuevo comentario

Nombre
Comentario
Verificación Responde a esta sencilla pregunta para comprobar que no eres un robot.

¿Qué resulta de sumar 2 y 9 ?
  Acepto las normas de participación.
  Acepto la política de privacidad.
  Acepto las condiciones generales de uso.
 

Información básica sobre protección de datos
Responsable: COMUNICACIONES INTERLINK, S.L.
Datos de contacto DPO: info@internacionalweb.com
Finalidad: Realizar una correcta gestión del servicio solicitado, así como informarte de mejoras o novedades en nuestros productos y servicios.
Base jurídica en la que se basa el tratamiento: consentimiento del interesado al suscribirse..
Destinatarios: no se cederán datos a terceros, salvo obligación legal o salvo a empresas proveedoras nacionales y encargados de tratamiento.
Derechos: acceder, rectificar y suprimir los datos, así como otros derechos como se explica en la información adicional.
Información adicional: puede consultar la información adicional y detallada sobre Protección de Datos en: https://www.hosteleriasalamanca.es/adaptacion-rgpd.php.

 

Compártelo