48 horas en Salamanca, el plan perfecto

Jueves, 11 de Mayo de 2017
Hosteleriasalamanca.es / Estela López

¿Estáis pensando en viajar a Salamanca y tan solo contáis con dos días para visitarla? Os hacemos un recorrido por nuestra ciudad para que conozcáis los lugares turísticos que debéis visitar. ¡No os los perdáis! Además, Salamanca ofrece una cuidada y variada gastronomía. ¡Disfrutadla! 

Pese a que Salamanca no es una gran ciudad cuenta con multitud de atractivos turísticos, culturales y gastronómicos. La ciudad charra tiene a sus espaldas 800 años de historia y por tanto, posee un legado arquitectónico envidiable por muchas ciudades europeas. Además su conservación de esta es inmejorable.

A continuación, os haremos un recorrido de los lugares fundamentales que debéis visitar si tan solo vais a pasar 48 horas en la ciudad: 

Pongamos que vuestro primer día comienza a las 10:00 de la mañana. Os recomendamos comenzar la jornada visitando la imponente Plaza Mayor, siendo uno de los monumentos más jóvenes del casco histórico, y considerada la plaza más bonita de España y un emblema de la ciudad.

Una vez que hayáis presenciado el ágora charro, el siguiente punto de interés estámuy cerca, la Plaza de Anaya, un centro que puede considerarse artístico y además rodeado de importantes e impresionantes monumentos. Podréis observar el Palacio de Anaya, que antiguamente era el colegio de San Bartolomé. A la derecha del Palacio se encuentra la Hospedería de Joaquín Churriguera, construida en 1715. En esta misma plaza, se ubica la parroquia de San Sebastián, y por supuesto las catedrales de Salamanca.

Las catedrales de la ciudad bañada por el Tormes es una visita a la que no debéis renunciar. Primero, podéis apreciar la Catedral Nueva, denominada Catedral de Asunción de la Virgen, una de las más impresionantes de España con una arquitectura impecable, de estilo gótico pero con detalles renacentistas y barrocos. En este emplazamiento debéis buscar a la figura del Astronauta en una de sus fachadas, ¡suerte!. Y así de especial es esta Catedral, con tres estilos en un solo monumento, y con figuras misteriosas incorporadas. Una vez vista la Catedral desde la parte inferior, os recomendamos subir al IERONIMUS, a las torres de la Catedral, seguro que os sorprenderá. 

A continuación, y sin tener que alejaros mucho de la Catedral Nueva, os encontraréis con la Catedral Vieja, construida entre los siglos XII y XIII, en la que reina el arte románico y gótico.

Tras una mañana intensa, llega la hora de la comida, y el hambre hace acto de presencia. Salamanca posee multitud de restaurantes para disfrutar de la amplia gastronomía de la ciudad. Así, cuenta con establecimientos dedicados al tapeo, restaurantes clásicos (de cocina tradicional), lugares en los que predomina la cocina creativa… Os dejamos algunas sugerencias. Ver restaurantes de Salamanca. Si hablamos de  productos típicos, debéis probar el hornazo, las patatas meneás, la chanfaina, los embutidos... 

Sin salir del casco antiguo el siguiente lugar a visitar será el idílico Huerto de Calixto y Melibea, un jardín con ambiente romántico y, en el que en la actualidad, los enamorados colocan candados en su pozo. Llegó el momento de ver la Universidad de Salamanca, la más antigua de España, que continúa activa, y además se encuentra entre las diez instituciones más antiguas del mundo. Se fundó en 1218, pero no fue hasta 1225 cuando obtuvo el título de “Universidad”. En su fachada, ¡debéis encontrar la rana!.

El resto de tarde, la podéis dedicar a pasear por las calles del Casco Antiguo y disfrutando con sus maravillosas vistas. Y por la noche, seguid disfrutando de la magnifica gastronomía charra. 

Es segundo y último día en Salamanca ya ha llegado y no os podéis ir sin apreciar su magnífica Universidad Pontificia y su Clerecía. Y tras ver este lugar, en frente, os encontraréis con la Casa de las Conchas, un palacio de arquitectura gótica que actualmente se ha reconvertido en biblioteca y sala de exposiciones.

Otro de  los lugares de interés es La Cueva de Salamanca, restos de lo que un día fue la Iglesia de San Cebrian. La leyenda cuenta que en ese lugar se daban clases al mismo diablo... 

Y para finalizar, os podéis adentrar en La Casa Lis, un palacete de estilo modernista que hoy en día es el Museo Art Nouveau y Art Déco. Si no tenéis tiempo para acceder, basta con observar el exterior, siendo La Casa Lis tan bonita de noche como de día gracias a sus artísticas vidrieras. A pocos metros de esta, descubriréis el Puente Romano de Salamanca, construido en el siglo I y reconstruido en el siglo XVII. Forma parte de la Vía de la Plata y cruza el río Tormes.

Esperamos que hayáis disfrutado de vuestros dos días en nuestra ciudad. ¡Os esperamos en otra visita para que conozcáis, más a fondo, todos sus atractivos! 


Artículos relacionados

Comentarios

No hay comentarios


Nuevo comentario

Nombre
Comentario
Verificación Responde a esta sencilla pregunta para comprobar que no eres un robot.

¿Qué resulta de sumar 8 y 6 ?
  Al hacer clic en el botón 'Enviar' que aparece a continuación, acepta tanto las normas de participación como la política de privacidad y las condiciones generales
 

 

Compártelo

Editorial Eva González
Síndrome del nido
Alacenas repletas de galletas de desayuno, toneladas de productos congelados, tapers caseros... ¡hay que estar bien surtido ante la llegada de un bebé!
El Mesón de Gonzalo estrena su nueva barra
Se abrió al público el pasado viernes, 21 de julio.
hosteleriasalamanca.es EN LOS MEDIOS
Videoteca Hosteleriasalamanca Canal8
Próximamente Playlist de Hosteleriasalamanca.es
  • Lo último
  • Lo más leido
  • Lo más comentado
Uso de Cookies

Utilizamos cookies propias y de terceros con funcionalidades analíticas para mejorar la experiencia de navegación, y ofrecer contenidos de interés. Al continuar con la navegación entendemos que se acepta nuestra política de cookies.

Uso de cookies